El uso del gas natural la salvación del Medio Ambiente

7 0

El uso del gas natural la salvación del Medio Ambiente- El gas natural es una energía de origen fósil extraída del subsuelo y considerada como la más amigable con el medio ambiente.

Estudios afirman que existen reservas de gas natural, para satisfacer las necesidades de consumo hasta por más de 50 años.

Actualmente, los avances tecnológicos permiten la explotación de nuevos yacimientos, está considerado como el tipo de energía más amigable con el medio ambiente ya que no contamina y no es tóxico.

Pero te has preguntado ¿Cuáles son las ventajas de usar este combustible?

Aquí te traemos alguna de ellas:

1.- 100% Limpio: Genera la mitad de dióxido de carbono (CO2) y una décima parte de sus contaminantes.

2,.- Versatilidad.- Una planta de generación eléctrica que consume gas natural tiene un ciclo de arranque/parada más corto que el de una planta de carbón, lo que ayuda en complementar la generación por tecnologías renovables, que cada vez tiene mayor peso.

Gas natural la salvación del Medio Ambiente

En 2017, el uso de gas natural fue 8,017 millones de pies cúbicos diarios de(mmpcd), lo que representó un crecimiento de 20% con respecto a 2012 y se espera aumente hasta los 9,385 mmpcd para 2022.

El sector eléctrico demanda la mayor cantidad de gas natural en México.

En 2017, utilizó casi 55% de este combustible, muy por encima del sector petrolero (25%), industrial (19%), y otros restantes (2%).

En el periodo comprendido entre 2012 y 2017 la demanda de gas natural para la generación de energía eléctrica aumentó 41%.

Incrementa el uso del Gas Natural pero producción disminuye

El uso de gas natural ha incrementado por encima de otros combustibles como el combustóleo, diésel o carbón, principalmente.

Representa la alternativa más económica y amigable con el medio ambiente, mientras se consolida la generación de electricidad a partir de recursos renovables.

En los últimos años, México ha disminuido la producción de gas natural (-31% entre 2012 y 2017), a pesar de que la demanda va en aumento.

Por este motivo, las importaciones totales de gas se incrementaron 128% en el mismo periodo.

La mayoría procede de Estados Unidos, y supera en volumen a la producción mexicana desde 2016.

Estados Unidos se transforma

Recientemente, el mercado de gas natural de Estados Unidos ha experimentado una profunda transformación: la producción ha aumentado drásticamente y los precios han alcanzado mínimos históricos, debido principalmente a la extracción de shale gas, así como de gas asociado al shale oil.

En la actualidad, son el proveedor de gas natural más atractivo del mundo: en 2018, sus precios promediaron los tres dólares por millón de unidades térmicas británicas (MMBtu).

Dada la proximidad geográfica entre México y Estados Unidos, es posible importar gas natural por medio de gasoductos, que es mucho más económico que importar GNL (Gas Natural Licuado), como lo hacen países en Asia que no tienen alternativa.

Los bajos precios del gas natural en Estados Unidos y un mejor acceso al mismo a través de nuevos ductos, han desincentivado la extracción de gas en México.

México cuenta con reservas significativas de este combustible, la infraestructura necesaria para su extracción, transporte y almacenamiento es aún limitada y condiciona los niveles de producción.

En México, el uso del gas natural se ha concentrado en la producción de electricidad y, en menor proporción, en procesos industriales y comerciales.

Nace una nueva oportunidad GNV

Existe una oportunidad para su uso como combustible para automóviles, y se denomina Gas Natural Vehicular (GNV).

El GNV se comercializa de dos maneras, en estado gaseoso, como Gas Natural Comprimido (GNC), y en estado líquido, como Gas Natural Licuado (GNL).

En ambos casos, el gas se comprime lo suficiente para que un volumen elevado se almacene en tanques a bordo de vehículos, los cuales cumplen con especificaciones muy estrictas y resisten pruebas de esfuerzo que los depósitos de gasolina o diésel son incapaces de soportar.

Existen tres tipos de motores capaces de funcionar con GNV:

•Motores dedicados.: Funcionan solamente con gas natural.

•Motores de combustible alternativo (bi-fuel): Cuentan con dos sistemas de abastecimiento separado que les permiten operar con gas natural o gasolina, lo cual les brinda flexibilidad y aumenta su rendimiento.

• Motores de doble combustible (dual-fuel): Utilizan gas natural con un poco de combustible diésel como apoyo para el proceso de encendido. Funcionan de la misma manera que los motores convencionales.

El uso de gas natural en vehículos presenta las siguientes ventajas:

•Economía: El precio para el consumidor puede ser hasta 50% más barato que la gasolina o el diésel. Adicionalmente, el proceso de combustión del gas natural genera menos residuos, lo cual reduce los gastos de mantenimiento del automóvil y prolonga su ciclo de vida.

•Energía más limpia: La sustitución de un autobús que consume diésel por otro que utiliza gas natural equivale a retirar de circulación a más de 20 autos. Un vehículo que opera con gas natural reduce la emisión, en promedio, de 95% de partículas contaminantes, 90% de monóxido de carbono (CO), 75% de óxido nítrico (NO) y 25% de bióxido de carbono (CO2), comparado con la gasolina y el diésel.

•Seguridad: Los tanques de GNV son más resistentes que sus contrapartes de gasolina o diésel y, en caso de accidentes, su contenido se disipa en la atmósfera rápidamente.

 

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *